El aceite de oliva en Málaga

Jarra egipcia de Aceite de Oliva Virgen Extra de Periana

Málaga es tremendamente conocida por las mercancías que producen, al igual que por las comidas que resaltan su riqueza cultural. Las haciendas malagueñas son súper fructíferas y plantan una variedad muy diversa de productos ecológicos. Precisamente es por ello que hoy le traemos este artículo sobre el aceite de oliva realizado en Málaga.

El aceite de fruto del olivo es un líquido vegetal, que proviene de la olea europea, desde hace mucho tiempo la técnica del molino es la que usa para extraerlo; en España, las infraestructuras donde se consigue el líquido vegetal adoptan el apodo de almazara. Para decir que un aceite es bueno se debe saber sus características organolépticas y los ácidos grasos que poseen. Los aceites de fruto del olivo reducidos son el Aceite de Oliva Virgen Extra y el aceite de Oliva Virgen.

Málaga tiene en su mercado dos importantes competidores Aceite de oliva extra virgen La Flor el Aceite de Oliva Virgen Extra (AOVE) la Samiaja.

La Samiaja, es un extracto nacido de aceituna con esencia y frutado, de fabricación restringida y derivado mediante operaciones únicamente corporales, por lo que mantiene gran parte de las características que benefician a la salud (antioxidantes). Consecuencia del deber con el perfeccionamiento y el mantenimiento del medio campestre, y el progreso de las técnicas de elaboración tradicional, esto permite que el aceite sea de calidad óptima ya que no pierde sabor, perfume, vitaminas y características propias del fruto del olivo. De penetrante frutado y gran espectro de fragancias a hierbas y frutos, el aceite de oliva extra virgen de Samiaja presenta nuestros tenues pinceladas amargas y, resultando en la mezcla indicada para un paladar exigente.

Por su parte Aceites Málaga cuenta con una variedad de aceites aromatizados que le da un toque distinto añadido a los platillos, logrando más ímpetu y singularidad.

About the Author